Ruta del queso en la región de Bregenzerwald

Ruta del queso

La ruta del queso, que atraviesa la región de Bregenzerwald, en la provincia occidental de Vorarlberg, en Austria, es una de las mejores, más divertidas y deliciosas formas de explorar la región y sus lazos cercanos con la fabricación del queso ya que allí se pueden visitar desde granjas lecheras hasta hoteles especializados en queso, y desde pastizales alpinos hasta las chicas lecheras tan simbólicas de este país. Así que si eres un experto en quesos o simplemente un fanático de este producto, este es un recorrido que debes hacer.

La región de Bregenzerwald es muy conocida como un terreno turístico, por sus múltiples ciudades, paisajes y facilidades que allí se pueden encontrar, así como por su agricultura. Sin embargo este lugar es mejor conocido, además de por sus quesos y gastronomía, por ser un resort de esquí y por su festival de música clásica «Schubertiade» en Schwarzenberg.

La fabricación del queso siempre ha hecho parte de la larga historia de la región de Bregenzerwald y como tal ha logrado dejar una profunda marca en la cultura de este lugar de Austria, así como en sus tradiciones. La ruta del queso también es una oportunidad de disfrutar las bellezas y la tranquilidad de los paisajes rurales de la región, así como la producción de las granjas de producción de lácteos, entre los que se encuentran el yogurt cremoso natural y la mantequilla cremosa batida local.

Esta ruta no es un simple camino, sino más bien toda una red local que idealmente logran conectar los variados aspectos de la producción de queso. Este recorrido toma muchas de las mejores características de la región de Bregenzerwald como son los hermosos edificios antiguos tradicionales, el folclor y las tradiciones artesanales que tienen unas profundas raíces; todo en sumergiéndose en un escenario realmente de ensueño que parece que fuera todo un mundo aparte.

En esta ruta te recomiendo la visita al Museo Alpino de las Granjas de Lácteos en Hittisau que tiene una exhibición que incluye una cocina alpina de lácteos que es exactamente de la forma como era usada hace unos trescientos años. Los guías turísticos expertos explican cómo varios utensilios históricos eran utilizados en la fabricación del queso y los lácteos. Este museo se encuentra abierto sólo los días miércoles de diez de la mañana a cinco de la tarde.

Foto Vía: Joi

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Vorarlberg


Deja tu comentario