Paisaje cultural de Wachau

Wachau

En el valle del Danubio se encuentra Wachau, una de las zonas vinícolas más conocidas de Austria. Ubicada más exactamente entre la ciudad de Krems y Melk (más conocida por su abadía benedictina, símbolo de la arquitectura barroca).

Las regiones del Danubio se caracterizan por sus paisajes, viñedos, extensas llanuras y valiosas obras de arte a ambos lados de la ribera del valle. Wachau no es la excepción, es una región con unos 36 kilómetros de recorrido con variados paisajes, pintorescos pueblos, monumentos culturales, monasterios y, por supuesto, viñedos. Entre los pueblos que encontraremos está Dürstein, donde hayamos las ruinas en las que fue encarcelado el rey Ricardo» Corazón de León» por el duque Leopoldo V.

El vino es un elemento muy ligado a sus habitantes, a su paisaje y a su economía. Su ubicación geográfica hace que en esta región se produzcan excelentes vinos, sobre todo blancos, como «el Riesling», con un nivel de calidad mundialmente conocido. En las terrazas bajo el sol florecen las mejores uvas y en las bodegas maduran hasta convertirse en vinos monumentales.

Pero además de disfrutar de un buen vino también disponemos de diferentes lugares de interés: castillos, museos y recursos naturales. Numerosos monumentos históricos del románico, gótico y renacentista se han conservado a lo largo de los siglos. Cualquier persona que viaja a lo largo del Danubio por esta región puede descubrir castillos, fortalezas y ruinas, todas ellas accesibles durante todo el año. Cada una de las épocas pasadas desde tiempos de los romanos ha dejado tras de sí una rica herencia arquitectónica.

Por sus paisajes culturales y valor histórico fue declarado Patrimonio Cultural de la Humanidad por la UNESCO. Y no es para menos, la región de Wachau es un deleite para los ojos. El valle de río serpenteado, al principio un corte estrecho, luego cada vez más amplio, y sus impresionantes castillos y ruinas son lugares de interés que atraen a visitantes de todo el mundo.

En la región abundan los restaurantes que ofrecen diferentes exquisiteces locales como vinos de categoría mundial, pescados frescos del Danubio y otras delicias del bosque y del campo. Casi ninguna otra región ofrece tal variedad en su gastronomía.

La ruta turística incluye visita a bodegas de la zona, las bellísimas ruinas medievales de Aggstein, la Abadía de Melk, y visita a Krems. Por el alojamiento no hay problema, se puede encontrar una buena oferta en los pueblos circundantes.

Foto Vía: Wikimedia

Imprimir

Categorias: Baja Austria


Deja tu comentario