Gemäldegalerie en el Museo de Bellas Artes

Gemäldegalerie en Kunsthistorisches

El Kunsthistorisches Museum Wien, que también es conocido como el Museo de la Historia del Arte o el Museo de Bellas Artes, está en el distrito de los museos de Viena, y es reconocido como uno de los sitios dedicados a estas artes más destacados de todo el Continente Europeo.

Este lugar tiene todos los objetos que la dinastía Habsburgo coleccionó a través de generaciones, y en su interior se encuentran varias salas que bien podrían ser cada una un museo aparte.

Uno de estos lugares es el llamado Gemäldegalerie, que está en la primera planta, y que está en un lugar que fue diseñado bajo las órdenes del Emperador Franz Joseph I, cuando esta parte de la ciudad estaba en remodelación y las murallas habían desaparecido. El diseño de la construcción tiene un estilo italiano, como del nuevo renacimiento, y se parece mucho en los detalles al Museo de Historia Natural.

La parte principal de esta exhibición está basada en las colecciones del Archiduque Ferndinand II de Tirol, quien era el nieto del legendario emperador Maximiliano I. Otra parte de la colección de esta parte del museo fue una contribución del gran coleccionista de arte, el emperador Rudolf II, y las pinturas y los retratos de Leopold Ludwig. Lo que fue completado con varias pinturas aportadas por la familia Habsburgo.

Gemäldegalerie en Kunsthistorisches

En la parte de Gemäldegalerie de este museo de Bellas Artes puedes ver la colección de pinturas pertenecientes a los siglos dieciséis y diecisiete, entre las que se incluyen algunas del arte veneciano pertenecientes a los trabajos de artistas como Veronese, Titian y Tintoretto, y la colección de pinturas del artista belga Pieter Brueghel el Viejo, que existe en todos los museos del mundo.

Esta parte del museo tiene otras varias pinturas para que veas cómo son las que están en una gran sección que está dedicada al barroco y al renacimiento en los artistas alemanes y flamencos, que fueron hechos por artistas de la talla de Cranach, van Dyck, Rembrandt, Dürer y Rubens. Otra pieza maestra que puedes ver allí es «Saliera» de Cellini, que se convirtió en todo un ícono nacional después de que fuera robado y apareciera años después.

El Museo de Bellas Artes es una de esas visitas imprescindibles que debes tener en cuenta. Una ciudad como esta no podía ser menos en cuanto a arte y esplendor.

Fotos Vía: FeeMail

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Viena


Deja tu comentario