Iglesia de San Carlos en Viena y sus estilos

Iglesia de San Carlos

La iglesia de San Carlos, o también conocida más popularmente como Karlskirche, es una de las edificaciones más impresionantes, grandiosas y reconocidas de la capital de Austria, Viena.

Esta iglesia de estilo barroco fue hecha como cumplimiento a una promesa por parte del Emperador Carlos VI, quien juró que si la plaga abandonaba la ciudad, construiría un templo dedicado a San Carlos Borromeo, quien fue un arzobispo italiano del siglo dieciséis quien se dedicó a las víctimas de la enfermedad en Milán.

La construcción de esta iglesia inició a principios del siglo dieciocho por el maestro barroco Johann Bernard Fischer von Erlach, y la continuó su hijo después de su muerte, quien la completó para el año 1737. El diseño que puedes ver en ella es bastante ambicioso y mezcla elementos arquitectónicos de la Grecia antigua, de la antigua Roma y del barroco vienés contemporáneo.

Del primer estilo puedes ver la puerta con sus columnas, del segundo las dos columnas de estilo trajano y el domo y las torres hacen parte del último. Precisamente su domo hecho de cobre de color verde que se eleva a más de setenta metros, es uno de los elementos más representativos de la línea del horizonte de la capital austriaca, por lo que para muchos turistas es más que obligado ir hacia allí.

Iglesia de San Carlos en la noche

La iglesia de San Carlos en Viena es única en el mundo, porque ningún otro arquitecto o maestro se atrevió a copiar su mezcla de estilos, por lo que es considerada como una construcción extraña y de la que no hay otra ni siquiera parecida. Así que si quieres ver una iglesia que se sale del común entre las iglesias barrocas de Austria te invito a visitarla, en especial en horas de la noche cuando está iluminada de una forma encantadora.

El interior es mucho más convencional y tradicional que su exterior, porque allí si se destaca el estilo barroco, con frescos en las bóvedas que recrean a San Carlos Borromeo pidiéndole a la Santísima Trinidad para que finalice la plaga en Viena. Este lugar lo puedes visitar de lunes a viernes de 7:30 de la mañana a 7 de la noche, los sábados de 8:30 de la mañana a 7 de la noche y los domingos de 9 de la mañana a 7 de la noche.

Foto 1 Vía: jmenard48
Foto 2 Vía: Olivier Bruchez

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Viena


Deja tu comentario